¿La transparencia en los beneficiarios reales puede ser compatible con la protección de datos?

En los últimos años hemos observado avances en contra de los abusos por parte de beneficiarios anónimos gracias a la transparencia en los beneficiarios reales, tanto por parte de organismos internacionales como la OCDE, el G20 y la Unión Europea como de algunos gobiernos líderes como el del Reino Unido, Dinamarca, Ucrania y Eslovaquia. Los tomadores de decisiones están reconociendo los beneficios de “seguirle la pista al dinero” más allá de las fronteras, dejando cada vez menos sitios para el lavado de dinero.

En ese contexto, surgen inquietudes al respecto de la protección de datos personales y estamos siendo testigos de escándalo tras escándalo en el ámbito de la tecnología. La información necesaria para impulsar la transparencia en los beneficiarios reales es muy diferente a la que se describe en estos escándalos, debido a que se relaciona con la posibilidad de los beneficiarios de operar en ciertos mercados y no se entrega de manera voluntaria a una entidad privada. Sin embargo, es importante preguntarnos: ¿Podemos encontrar un equilibrio entre la transparencia en los beneficiarios reales y los principios de la protección de datos? ¿Cómo podemos hacerlo?

Con mucho orgullo, OpenOwnership se asoció con The Engine Room, miembro de la comunidad de datos responsables. Un enfoque de datos responsables implica la evaluación de las consecuencias no previstas de trabajar con datos y priorizar el derecho de consentimiento, privacidad y seguridad, sin dejar de lado los valores de transparencia y apertura. Con esta perspectiva, la protección del derecho a la privacidad no representa una barrera para la transparencia, sino un elemento fundamental que puede fortalecer los esfuerzos de lucha contra la corrupción, los fraudes, el crimen organizado y la evasión de impuestos.

También nos asociamos con The B Team para asegurar que esta investigación atienda las preocupaciones del sector privado y los propietarios de empresas. Tomando en cuenta que existen regímenes de protecciones sumamente diferentes, ¿A qué riesgos se exponen las empresas al publicar información sobre sus beneficiarios reales (que podrían o no ubicarse en la misma jurisdicción)?

Ya que la privacidad (y por ende la protección de datos) se relaciona principalmente con los derechos individuales, las investigaciones sobre este tema son similares a las de los derechos humanos y estudian tres preguntas interconectadas:

  • ¿La publicación de datos sobre beneficiarios reales en registros públicos es legal?
  • ¿Es una forma efectiva de cumplir con el objetivo legítimo?
  • ¿Cuáles son los posibles impactos a la privacidad de los registros de beneficiarios reales? ¿Cómo pueden mitigarse o minimizarse?

Como parte de estos esfuerzos, estudiaremos la relación entre las leyes de protección de datos y de beneficiarios reales en un grupo de jurisdicciones y analizaremos las implicaciones que tiene la publicación de datos en la privacidad, para los gobiernos y las empresas. Nuestros resultados orientarán a los gobiernos que están impulsando la transparencia en beneficiarios reales y a las empresas que están acatando los requisitos de la transparencia en los beneficiarios reales.

Nos dará mucho gusto presentar los resultados preliminares de esta investigación en la Cumbre Internacional Anticorrupción que se llevará a cabo en Copenhague esta semana. Si eres miembro de un gobierno que está implementando esquemas de transparencia en los beneficiarios reales, te invitamos a participar en la mesa redonda que estaremos organizando con OGP sobre las implicaciones que hay para los tomadores de decisiones el 23 de octubre de 8 a 10 am.

Si te interesa participar, envíanos un correo a zosia@openownership.org y síguenos en Twitter para enterarte del lanzamiento de la investigación este noviembre.

Tags: Espanol