Saltar navegación

Transparencia y rendición de cuentas en el frente de la justicia: acceso a asistencia jurídica civil o penal

Transparencia y rendición de cuentas en la vanguardia de la justicia: Acceso a la asistencia legal civil o penal

Foto de Justicia de Base Namati

Crédito de la foto: Aubrey Wade / Namati

VISIÓN GENERAL

Acceso a la justicia es más que solo acceso a abogados o tribunales. Es un componente del estado de derecho, que en esencia permite que las personas y las comunidades con necesidades legales sepan adónde acudir en busca de ayuda, puedan obtener la ayuda que necesitan y puedan moverse a través de un sistema que ofrece procedimientos, sustantivos y expeditos. justicia. Si bien una persona puede resolver sus necesidades legales sin una comprensión clara de la ley y las instituciones legales, es mucho mejor empoderar a las personas y las comunidades para que participen activamente en la resolución de sus problemas legales, incluidos los casos de injusticias colectivas o desigualdades estructurales.

Asistente ayuda es un componente crítico para garantizar el acceso a la justicia. De hecho, es un derecho humano en el contexto penal y un componente del derecho fundamental a un juicio justo reconocido en el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos. Ya sea en el sistema de justicia penal o civil, la asistencia legal para personas con recursos limitados o que se encuentran en situaciones vulnerables es fundamental para lograr resultados justos y equitativos. La asistencia jurídica puede garantizar que los sistemas de justicia rindan cuentas y salvaguarden los derechos de las personas.

RECOMENDACIONES PARA LOS GOBIERNOS

  • Autoridad de asistencia jurídica: Crear una autoridad de asistencia legal independiente que pueda establecer, financiar, contratar personal, regular y evaluar el esquema de asistencia legal. Considere un enfoque de múltiples partes interesadas para unir profesionales legales con representantes de la comunidad.
  • Expansión de la asistencia jurídica: Ampliar el acceso a la asistencia jurídica civil y penal para mejorar la capacidad de las personas para emprender las acciones legales necesarias, aumentando así la rendición de cuentas en el sistema judicial. Esto puede incluir ampliar la prestación de asistencia jurídica para responder a los problemas legales cuya demanda supera la asistencia jurídica existente disponible. Esto podría implicar un aumento de la financiación o problemas que podrían no tener la financiación adecuada o ampliar las asociaciones con las OSC para responder a la necesidad.
  • Programas para comunidades desatendidas: Aumentar la financiación de los servicios de asistencia jurídica existentes y establecer nuevas oficinas y servicios para llegar a comunidades aisladas o desatendidas. Haga presupuestos (y resultados) transparentes hasta el nivel del programa.
  • Cooperación para atender necesidades legales: Proteger y profundizar las asociaciones de la sociedad civil, especialmente con los proveedores de asistencia jurídica civil. Poner en marcha grupos de trabajo de miembros del gobierno y de la sociedad civil para identificar reformas legales para mejorar la asistencia legal y los tribunales.
  • Asociaciones dirigidas: Fortalecer e institucionalizar las asociaciones entre las OSC y las fuerzas del orden, cuando sea apropiado, para servir mejor a las comunidades y poblaciones desatendidas, como las víctimas de la violencia de género.
  • Financiación de asistencia jurídica: Ampliar y diversificar el financiamiento para asistencia legal a nivel nacional y subnacional. Esto podría incluir asociaciones del sector público para apuntalar intervenciones de justicia que aseguren necesidades básicas como vivienda, empleo y acceso a servicios públicos.
  • Servicios pro bono: Revisar la normativa en el ámbito legal para apoyar sector privado prestación de servicios de abogados a personas vulnerables y de bajos ingresos de forma gratuita (es decir, pro bono) cuando la asistencia letrada no se proporciona como un derecho.
  • Clínicas de derecho: Revisar las regulaciones de la profesión legal para permitir que los estudiantes de derecho bajo la supervisión de abogados con licencia brinden servicios legales a personas de bajos ingresos y desatendidas a través de clínicas de escuelas de derecho o con organizaciones de la sociedad civil.
  • Formación de profesionales del derecho: Financiar y lanzar programas de capacitación para abogados de asistencia legal, asistentes legales y voluntarios pro bono para mejorar sus habilidades legales y conocimiento en áreas legales que afectan a personas de bajos ingresos y desatendidas.

ACCIONES RELEVANTES

Indonesia mejora la disponibilidad y la calidad de la asistencia jurídica

La Fundación de Asistencia Legal de Indonesia (ILAF) ha brindado asistencia legal en Yakarta desde la década de 1970. Sus servicios aumentaron dramáticamente en la década de 1980 al ayudar a clientes que no solo eran pobres, sino también marginados y oprimidos. Los servicios de la ILAF incluyen litigios, educación y empoderamiento de los miembros de la comunidad, investigación y promoción de políticas. En los últimos años, ILAF ha recibido apoyo de Open Society Foundations para mejorar su provisión de asistencia legal. En 2018, Indonesia se comprometió a crear normas que garanticen la financiación de las organizaciones de asistencia jurídica, permitiéndoles ampliar su alcance a comunidades más remotas y empobrecidas, al mismo tiempo que fortalecen la conciencia y la capacidad jurídica de las personas pobres y marginadas.

Diversificación de fondos para asistencia legal en los EE. UU.

En la víspera de la adopción de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible en septiembre de 2015, Estados Unidos lanzó formalmente un esfuerzo federal interinstitucional para integrar la asistencia jurídica civil en los esfuerzos dirigidos por el poder ejecutivo que promueven el acceso a la salud y la vivienda, la educación y el empleo, la estabilidad familiar, y seguridad pública. La casa Blanca Mesa Redonda Interagencial de Asistencia Legal (LAIR) reúne a más de 20 agencias federales para identificar formas en que la asistencia legal civil puede promover las prioridades federales a través de cuatro estrategias principales: aprovechar los recursos federales para fortalecer la asistencia legal civil, facilitar la colaboración estratégica entre la asistencia legal civil y las fuerzas del orden público, desarrollar recomendaciones de políticas que mejorar el acceso a la justicia y promover la investigación basada en evidencia, la recopilación de datos y el análisis de las intervenciones de acceso a la justicia. Esta actividad, que potencia el gobierno transparencia y participación de la sociedad civil, se incluyó como OGP compromiso en el Tercer Nacional de EE. UU. Plan de Acción. Es importante destacar que las agencias LAIR han trabajado en diferentes administraciones presidenciales para conectar la asistencia legal civil con las prioridades de cada administración.

NORMAS Y ORIENTACIONES INTERNACIONALES

Principios y directrices de las Naciones Unidas sobre el acceso a la asistencia jurídica en los sistemas de justicia penal

En diciembre de 2012, la Asamblea General de las Naciones Unidas adoptó 14 principios y 18 directrices para guiar a los países sobre los componentes de programas sólidos de asistencia jurídica en el contexto de la justicia penal. Si bien los Principios y Directrices reconocen que “los estados emplean diferentes modelos para la provisión de asistencia legal”, pueden ser herramientas efectivas para fortalecer y hacer crecer los sistemas existentes de asistencia legal penal en todo el mundo. Desde su adopción, la Comisión de Prevención del Delito y Justicia Penal de las Naciones Unidas ha alentado a los gobiernos a fortalecer la prestación de asistencia jurídica penal. Los 14 principios incluyen:

  • El derecho a la asistencia legal provista por el estado para víctimas, testigos y personas sospechosas o acusadas de un delito penal;
  • La importancia de administrar un plan de asistencia jurídica libre de discriminación, rápido y efectivo;
  • La obligación de informar a los acusados ​​penalmente de su derecho a la asistencia jurídica gratuita y proporcionar recursos y garantías en la prestación de asistencia jurídica; y
  • El requisito para la función de asistencia jurídica debe ser independiente, protegido, competente y responsable.

Las 18 pautas brindan más detalles sobre estos principios, como la forma en que se debe proporcionar asistencia jurídica y cómo los países pueden establecer, financiar, contratar personal y regular los esquemas de asistencia jurídica, incluida la asociación con proveedores de asistencia jurídica no estatales.

COMPROMISOS DE OGP EN ESTA ÁREA

  1. Burkina Faso (2017-2019): El Ministerio de Justicia se comprometió a creciente La cantidad de asistencia letrada.
  2. Colombia (2015-2017): Colombia lanzado un portal web y una aplicación móvil llamada LegalApp para facilitar el acceso público a la información sobre los servicios de justicia.
  3. Indonesia (2018-2020): Indonesia comprometido con creciente La disponibilidad y calidad de la asistencia jurídica.
  4. Israel (2017-2019): El compromiso introdujo acceso remoto y gratuito al sistema court.net para que ciudadanos y abogados aumenten el acceso a la información sobre procesos y servicios judiciales.
  5. Macedonia del Norte (2018-2020): El ministerio de trabajo establecer cuatro acceso a centros de justicia para proporcionar asistencia jurídica gratuita a las comunidades marginadas.
  6. Sudáfrica (2016-2018): Sudáfrica integrada y fortalecida Oficinas de asesoramiento comunitario como base y parte permanente del sistema de justicia más amplio.
  7. Estados Unidos (2015-2016): Los Estados Unidos diversificado financió la asistencia legal e institucionalizó la Mesa Redonda Interagencial de Asistencia Legal de la Casa Blanca.

RECURSOS Y SOCIOS

Recursos

Organizaciones

Crédito de la foto destacada: Aubrey Wade / Namati

Aún no hay comentarios

Deje un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Las areas obligatorias están marcadas como requeridas *

Open Government Partnership