Skip Navigation

Mexico Mid-Term Report 2016-2018

The themes included in the 2016-2018 action plan are innovative and diverse, but lack a clear connection between objectives and actions. Limited implementation and withdrawal of the Civil Society Core group from the Tripartite Technical Secretariat (STT) are the main challenges for the OGP process in Mexico. The government transition in 2018 is a good opportunity to reposition the process.

Commitment

Overview

Well-Designed?*

Theme I: Human rights strengthening of the Rule of Law

Improve the human rights protection framework in Mexico through a national public policy on forced disappearance.

No

Theme II: Gender Equality

Create a National Care System that allows for recognition and co-responsibility of domestic and care work.

No

 

*Commitment is evaluated by the IRM as specific, relevant, and has a transformative potential impact

In coordination with the STT, the government conducted a broad consultation process to develop the third action plan. It included an online consultation and a series of sessions to transform proposals into commitments. After organizations belonging to the STT’s core group withdrew from the Secretariat, the government continued implementing the action plan in coordination with other CSOs. 

Did not act contrary to OGP process

A country is considered to have acted contrary to process if one or more of the following occurs:

  • The National Action Plan was developed with neither online or offline engagements with citizens and civil society
  • The government fails to engage with the IRM researchers in charge of the country’s Year 1 and Year 2 reports
  • The IRM report establishes that there was no progress made on implementing any of the commitments in the country’s action plan

During the first year of implementation the government focused on creating roadmaps for each commitment. Completion has been limited. None of the CSOs have formally endorsed progress in commitment implementation, including those working with the government after the core group’s withdrawal. 

Commitment Title

Well-designed*

Complete

Overview

Theme 1: Human rights and strengthening the Rule of Law

1.1 Participatory diagnosis of disappearances

 

1.2 Public Protocol Follow-up Mechanism

 

1.3 Missing person registry in open data with unique and homologated methodology

No

No

This commitment seeks to improve the human rights protection framework in Mexico through a national public policy on forced disappearance. However, it is not clear how the proposed actions will be integrated into a public policy or how the different initiatives will be institutionalized.

Theme 2: Gender Equality

2.1 National Care System

No

No

This commitment aims to create a National Care System to address inequality in care work. However, the commitment text does not lay out the system’s components and focuses primarily on the participatory process to create it.

Theme 3: Poverty and inequality

3.1 Integral Social Information System

No

No

While organizing and centralizing information is important, measures aimed at facilitating inter-institutional coordination for decision-making regarding social programs could have a higher impact.

Theme 4: Access to clean water

4.1 Integral Information System

No

No

This commitment proposes the creation of an information management system to identify water use and management. However, it does not identify sectors, coverage or data parameters to be included.

Theme 5: Child and teenage obesity

5.1 Strategy to prevent conflict of interest

5.2 Tripartite follow-up forum

5.3 Changes to Norms NOM-051-SCFI/SSA1-2010 and NOM-086-SSA1-1994

No

No

This commitment looks to make available food industry information and opportunities for participation in public policy. While this is necessary, activities should also focus on policy and regulation changes for prevention.

 

Theme 6: National Anticorruption System (SNA)

6.1 Technical consultation on selection criteria for SNA positions

No

No

This initiative seeks to promote citizen participation in the election of positions within the SNA. It is unclear from the commitment text if participation will go beyond mere consultation.

Theme 7: Climate change adaptations

7.1 Information articulation and publication

No

No

This commitment aims to disclose information on risks associated with climate change, but it is unclear how it will contribute to the adoption of preventive measures.

* Commitment is evaluated by the IRM as specific, relevant, and has a transformative potential impact

  1. Restore trust with civil society and strengthen governance of the OGP process in Mexico to guarantee its viability and consolidate its relevance
  2. Emphasize the inclusion of accountability mechanisms for future commitments, as well as key topics from the public agenda
  3. Ensure more specificity for commitments that are complex and broad in scope; these must be accompanied by clearly defined milestones and action routes
  4. Intensify efforts to increase diversity and co-responsibility of actors that take part in the action plan
  5. Consider the elections calendar to define the timeline for the next action plan
IV. Compromisos

Todos los países miembros de la AGA desarrollan planes de acción que incluyen compromisos concretos a dos años. Los gobiernos inician sus planes de acción al compartir esfuerzos existentes para la apertura del gobierno, incluyendo estrategias específicas y programas existentes.

Los compromisos deben ser adecuados a las condiciones y problemática del país. Además, deberán ser relevantes a los valores de la AGA definidos en los Artículos de Gobernanza y la Declaración de Gobierno Abierto que fue firmada por todos los países participantes de la AGA.[Note39: Open Government Partnership: Articles of Governance, June 2012 (Updated March 2014 and April 2015), https://www.opengovpartnership.org/sites/default/files/attachments/OGP_Articles-Gov_Apr-21-2015.pdf. ]

¿En qué consiste un buen compromiso?

Reconociendo que alcanzar los compromisos de gobierno abierto implica un proceso de varios años, cuando sea posible los gobiernos deben establecer plazos e hitos para sus compromisos, en los que indiquen los resultados que se alcanzarán cada año. En este informe se detalla cada uno de los compromisos que el país incorporó en su plan de acción y se valora el primer año de implementación.

A continuación, presentamos los indicadores que utiliza MRI para evaluar los compromisos:

·       Especificidad: Esta variable evalúa en qué medida los compromisos o las acciones son específicas y medibles. Las opciones son:

o   Alta: El compromiso establece actividades claras y verificables y entregables medibles para alcanzar el objetivo del compromiso.

o   Media: El compromiso describe una actividad que es objetivamente verificable que incluye productos entregables, pero cuyos entregables no son claramente medibles o relevantes para lograr el cumplimiento del objetivo del compromiso.

o   Baja: El compromiso describe una actividad que puede ser considerada como verificable, pero requiere interpretación adicional por parte del lector para identificar qué pretenden lograr las actividades y cuáles serían los productos entregables.

o   Ninguna: El compromiso no establece una actividad medible, productos, entregables ni hitos.

·       Relevancia: Esta variable evalúa cada compromiso en cuanto a su relevancia a los valores de la AGA. Analizando el texto del compromiso, tal como está escrito en el plan de acción, a continuación, se enlistan las preguntas necesarias para determinar la relevancia del compromiso frente a los valores de la AGA.

o   Acceso a la información: ¿El gobierno publicará más información o mejorará la calidad de la información que publica?

o   Participación ciudadana: ¿El gobierno creará o mejorará oportunidades o las capacidades del público para influir en la toma de decisiones?

o   Rendición de cuentas públicas: ¿El gobierno creará o mejorará oportunidades para asegurar la rendición de cuentas por parte de sus funcionarios?

o   Tecnología e innovación para la transparencia y rendición de cuentas: ¿Se utilizarán innovaciones tecnológicas en combinación con alguno de los otros tres valores para impulsar la transparencia o la rendición de cuentas?[Note40: IRM Procedures Manual. Disponible en: http://www.opengovpartnership.org/sites/default/files/IRM-Procedures-Manual-v3_July-2016.docx. ]

·       Impacto potencial: Esta variable evalúa el impacto potencial del compromiso basado en lo definido en el plan de acción, determinando lo siguiente:

o   La problemática social, económica, política o ambiental;

o   El statu quo al inicio del plan de acción y

o   El grado al que el compromiso, de ser implementado, impactaría el desempeño y abordaría la problemática.

Los compromisos estelares son aquellos que son considerados ejemplares para la AGA. Para poder recibir una estrella, los compromisos deberán cumplir con diversos requisitos:

     Debe ser suficientemente específico que pueda hacerse un juicio sobre su impacto potencial. Los compromisos estelares deberán tener un nivel de especificidad “medio” o “alto”.

     El compromiso debe establecer de forma clara su relevancia respecto a los valores AGA. Deberá estar relacionado con al menos un valor de la AGA: acceso a la información, participación pública o rendición de cuentas públicas.

     De ser implementado, el compromiso tendría un impacto “transformador”.[Note41: El Panel Internacional de Expertos modificó este requisito en 2015. Para mayor información, visite: http://www.opengovpartnership.org/node/5919.]

     El gobierno deberá lograr avances significativos en el cumplimiento del compromiso durante el periodo de implementación, por lo que el cumplimiento deberá haber sido calificado como “sustancial” o “completo”.

Con base en estos criterios, el plan de acción 2016-2018 de México no incluyó compromisos estelares.

Finalmente, las gráficas de esta sección presentan una fracción de la gran cantidad de datos que el MRI recopila durante el proceso de revisión de avances. Para consultar los datos completos de México y de todos los países miembros de la AGA, consulte el Explorador de la AGA.[Note42: Explorador del Mecanismo de Revisión Independiente: bit.ly/1KE2WII.]

Descripción general de los compromisos

El plan de acción 2016-2018 de México buscó contribuir significativamente al cumplimiento de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, a través del impulso a los principios de gobierno abierto. El plan se enfocó en las temáticas de la Agenda que resultaron de mayor relevancia pública en México haciendo énfasis en la transparencia, el acceso a la información y la participación ciudadana.

Temas

El tercer plan de acción tiene siete ejes temáticos:

·       Derechos humanos y fortalecimiento del Estado de derecho,

·       Sistema Nacional Anticorrupción,

·       Pobreza y desigualdad,

·       Igualdad de género,

·       Gobernanza de recursos naturales y cambio climático,

·       Servicios públicos de salud y

·       Servicios públicos de agua.

Tanto el eje de Derechos Humanos como el de Servicios públicos de salud constan de 3 líneas de acción, para un total de 11 compromisos o líneas de acción. Para fines de este informe y en consideración de la vinculación en el contexto y objetivos, en los ejes 1 y 5 se han agrupado las líneas de acción para facilitar su evaluación.

Nota general sobre la implementación de los compromisos y siguientes pasos

El proceso de implementación del tercer plan de acción comenzó dentro del STT en diciembre de 2016 con las negociaciones de los paquetes de trabajo para cada eje temático. Estos paquetes de trabajo son hojas de ruta en las que se especifican funcionarios responsables, actividades a realizar, resultados esperados, indicadores de cumplimiento y medios de verificación. El Núcleo se retiró del STT sin que dichas hojas de ruta se terminaran de desarrollar y acordar.

La SFP continuó coordinando el proceso de desarrollo de programas de trabajo con las instituciones responsables y buscó, en la mayoría de los casos con éxito, el acompañamiento de organizaciones de la sociedad civil externas al Núcleo. No obstante, al cierre del periodo de evaluación de este informe (30 de junio de 2017) la SFP no había hecho públicos (en el portal oficial de AGA México) los avances del proceso que tenía en marcha con otras organizaciones de la sociedad civil, ni había informado de éstos a los miembros del Núcleo.

Las 11 hojas de ruta oficiales que guían la implementación del plan fueron finalmente publicadas en la página de AGA para México (www.gobabiertomx.org) a fines de octubre de 2017. Dichas hojas aún no han sido presentadas de manera formal ante la AGA.

Es importante mencionar que, si bien el retiro del Núcleo no ha detenido la implementación del plan, la decisión de no validar el proceso y sus resultados sí podría complicar la evaluación de cumplimiento y restar credibilidad a los esfuerzos realizados por llevar los compromisos a término – incluso si la evidencia sugiere una conclusión satisfactoria.

I. Introducción

Open Government Partnership (Alianza para el Gobierno Abierto, AGA u OGP por sus siglas en inglés) es una iniciativa internacional voluntaria que busca la adopción de compromisos por parte de los gobiernos respecto a sus ciudadanos para promover la transparencia, empoderar a la ciudadanía, combatir la corrupción y utilizar las nuevas tecnologías con el fin de mejorar la gobernanza democrática. La AGA ofrece un foro internacional para el diálogo entre gobiernos, la sociedad civil y el sector privado, siendo todos ellos actores comprometidos en la consecución del gobierno abierto.

México comenzó su participación formal en septiembre de 2011, fecha en la que el entonces presidente Felipe Calderón presentó ante la AGA el primer plan de acción del país.[Note1: http://aga.ifai.mx/SitePages/EstamosHaciendo.aspx.]

Para participar en la AGA, los gobiernos deben demostrar un compromiso claro con la idea de gobierno abierto y alcanzar un mínimo de desempeño en aspectos clave tales como el aumento de la sensibilidad del gobierno, el fortalecimiento de la participación cívica y la lucha contra la corrupción. Se utilizan indicadores objetivos elaborados por organismos externos a la AGA para determinar el avance de los países en cada uno de esos aspectos. Ver sección VIII: Requisitos de elegibilidad, para más detalle.

Se requiere que todos los gobiernos participantes en la AGA desarrollen planes de acción nacionales con compromisos concretos para un periodo inicial de dos años. Los planes de acción deben reflejar los compromisos AGA de los gobiernos para avanzar la práctica de gobierno abierto más allá de la línea base actual. Estos compromisos pueden profundizar esfuerzos en marcha, identificar nuevas medidas para completar las reformas en curso o iniciar una acción específica nueva.

México inició el desarrollo de su tercer plan de acción en agosto de 2015, nuevamente bajo la coordinación del Secretariado Técnico Tripartita (STT), principal instancia decisora para la AGA en el país. El proceso fue más largo de lo anticipado (ver Liderazgo y proceso multisectorial), lo que derivó en un desfase de varios meses tanto para la presentación oficial del plan (efectuada en noviembre de 2016) como para el inicio de su implementación (en diciembre de 2016). Este informe evalúa el proceso y los avances del tercer plan de acción de México hasta el 30 de junio de 2017. A partir del 2015, el MRI ahora también publica informes de fin de término que dan a conocer el estado final de los compromisos al cierre del período de dos años del plan de acción. Se evaluarán en el informe de fin de término los avances realizados después del primer año de implementación.

Para cumplir con los requisitos de la AGA, el MRI se asoció con Gabriela Nava Campos, investigadora independiente, quien llevó a cabo esta evaluación del desarrollo e implementación del tercer plan de acción de México. Con el objetivo de incorporar las opiniones de las diversas partes interesadas, la investigadora del MRI realizó entrevistas en organizaciones de la sociedad civil, órganos garantes de transparencia y acceso a la información y entidades de gobierno. El mandato del MRI es informar el diálogo sobre el desarrollo e implementación de futuros compromisos en cada uno de los países de la AGA. Los métodos y fuentes de información se detallan en la sección VI: Metodología y fuentes.

II. Contexto

Pese a los avances de México en materia de gobierno abierto, el país aún enfrenta problemas de rendición de cuentas, corrupción y restricciones al espacio cívico. Estos problemas se han evidenciado en la respuesta ante desastres y el retiro del Núcleo de organizaciones civiles del STT en mayo de 2017.

El futuro de la iniciativa AGA en México se enfrentará en 2018 al desafío de la transición de gobierno y la reconstrucción del espacio de diálogo entre sociedad civil y gobierno.[Note2: El proceso electoral en México está programado para el 1 de julio de 2018, que coincide con el período de co-creación del plan de acción 2018-2020.]

2.1 Antecedentes

México ha logrado avances importantes en los valores de AGA, especialmente en lo que se refiere a los marcos legal e institucional para promover y regular el acceso a la información y la transparencia. El Global Right to Information Rating, que califica la calidad de la legislación en la materia, pero no la efectividad de su implementación, da a México 136 puntos de 150 posibles, colocando al país en la primera posición a nivel mundial.[Note3: http://www.rti-rating.org/view_country/?country_name=Mexico.  ] Además, la International Budget Partnership (IBP) reporta que desde 2012 México es uno de los países que pone a disposición del público mayor información sobre el presupuesto nacional.[Note4: https://www.internationalbudget.org/opening-budgets/open-budget-initiative/open-budget-survey/country-info/?country=mx.  ]

En otras áreas como la participación ciudadana, la rendición de cuentas o la lucha contra la corrupción, si bien se han dado también pasos en la dirección correcta (particularmente a nivel legislativo), queda todavía mucho trabajo por hacer.

La misma IBP en su revisión global de presupuesto abierto de 2017, señala que México aún ofrece pocas oportunidades de participación pública en el proceso presupuestal y que el Congreso no supervisa adecuadamente el ejercicio de los recursos públicos.[Note5: En el sondeo global de 2017 México obtuvo 79 de 100 puntos posibles en transparencia presupuestal pero tan sólo 35 de 100 en participación pública. En temas de supervisión y auditoría, México obtuvo 63 de 100 puntos gracias a la labor de la Auditoría Superior de la Federación y a que el Congreso intervino activamente en la formulación y aprobación del presupuesto. La supervisión del Congreso durante el ejercicio presupuestal, sin embargo, recibió tan solo 20 de 100 puntos. Ver: https://www.internationalbudget.org/open-budget-survey/results-by-country/country-info/?country=mx.  ]

El Civicus Monitor, por su parte, reporta que el espacio cívico en México se encuentra todavía bastante restringido en múltiples zonas del país debido principalmente a la penetración del crimen organizado, la corrupción generalizada, las violaciones a los derechos humanos y la impunidad que impera en el sistema de justicia.[Note6: https:/monitor.civicus.org/newsfeed/2016/06/01/mexico-overview/.   ] Con frecuencia, periodistas y defensores de los derechos humanos son sujetos de vigilancia, acoso e intimidación e incluso asesinato o ataques contra su integridad física.[Note7: Consúltese, por ejemplo, el Informe del final de la misión del Relator Especial de las Naciones Unidas sobe la situación de los defensores de derechos humanos Michel Forst, visita a México, 16 al 24 de enero de 2017, disponible en: http://www.ohchr.org/SP/NewsEvents/Pages/DisplayNews.aspx?NewsID=21111&LangID=S. ] En este contexto, la propuesta de Ley de Seguridad Interior constituye, a ojos de organismos internacionales y representantes de la sociedad civil, un retroceso en lo que se refiere a las libertades cívicas básicas como el derecho a la protesta.[Note8: Oficialmente, la Ley de Seguridad Interior busca dar un marco legal al uso de las fuerzas armadas para enfrentar amenazas a la seguridad interior del país cuando las policías federal y locales resulten insuficientes. Al cierre del periodo de evaluación de este informe, la Ley aún no había sido sometida a consideración del Congreso. La versión final de la Ley de Seguridad Interior fue aprobada en diciembre de 2017. Ver: http://www.excelsior.com.mx/nacional/2018/01/15/1213843; http://www.animalpolitico.com/2017/12/reacciones-partidos-ley-seguridad-interior/; y http://www.huffingtonpost.com.mx/2017/12/13/senado-aprueba-en-comisiones-la-ley-de-seguridad-interior-pese-a-repudio-de-sociedad-civil-universidades-y-organismos-de-derechos-humanos_a_23306726/. ]

De acuerdo con el Índice de Corrupción de Transparencia Internacional para 2017, la situación de México ha empeorado por tercer año consecutivo. De 100 puntos posibles, México obtuvo 35 en 2015, 30 en 2016 y 29 en 2017, tendencia que coloca al país actualmente como el más corrupto del G20 y la OECD, así como uno de los más corruptos en Latinoamérica junto con Honduras y Paraguay.[Note9: Más detalles en: https://www.transparency.org/news/feature/corruption_perceptions_index_2017. ]

El combate a la corrupción en México ha tenido en años recientes dos victorias importantes a nivel legislativo. La primera de ellas se dio en mayo de 2015 con la creación del Sistema Nacional Anticorrupción (SNA), iniciativa de coordinación interinstitucional e intergubernamental que busca prevenir, investigar y sancionar la corrupción con la participación de la ciudadanía. Adicionalmente, en junio de 2016 se aprobó la Ley de Responsabilidades de los Servidores Públicos (LGRA), mejor conocida como Ley 3de3, una iniciativa ciudadana para transparentar el patrimonio, recursos e intereses de los funcionarios públicos.

Tanto la Ley 3de3 como el SNA entraron en vigor en julio de 2017, en medio de cuestionamientos en torno a su alcance real para prevenir e investigar con eficacia instancias de enriquecimiento ilícito, desvío de recursos o financiamiento ilegal de campañas políticas, entre otros actos de corrupción.

La LGRA obliga a los funcionarios a hacer públicas sus declaraciones patrimoniales, de intereses y fiscal excepto en rubros que puedan afectar su vida privada o los datos personales protegidos por la Constitución. Esta disposición ha generado controversia ya que, a decir de algunos expertos, abre la puerta a la discrecionalidad en la presentación de dichas declaraciones, así como a dificultades potenciales en la aplicación de la ley por parte de las autoridades encargadas de descubrir y castigar actos de corrupción.[Note10: Véanse, por ejemplo: https://lasillarota.com/opinion/columnas/funcionara-la-ley-3-de-3/175488; https://www.animalpolitico.com/blogueros-el-dato-checado/2016/06/16/traicion-a-la-ley-3-de-3/; http://www.milenio.com/politica/Aprueba_senado_ley_3_de_3_0_756524347.html. ]

El SNA, por su parte, ha enfrentado desde su creación diversos obstáculos derivados de los retos de coordinación, autonomía decisoria e independencia operativa que supone un sistema de tal complejidad. El Sistema arrancó con diversos incumplimientos normativos por parte de algunas entidades federativas (especialmente Chihuahua y Veracruz) e importantes nombramientos pendientes – entre ellos los de magistrados, el Fiscal General y el Fiscal Anticorrupción. Al momento de redactar este informe (diciembre de 2017), estos puestos aún están vacantes y las autoridades se han mostrado incapaces o poco dispuestas a cubrirlos.

Poco antes de entrar en vigor el SNA, el Comité de Acompañamiento Ciudadano para la designación del Fiscal Anticorrupción renunció a sus actividades, argumentando la falta de compromiso por parte de los legisladores para concluir el proceso en tiempo y forma. En la opinión de algunos investigadores y periodistas, el comportamiento del poder legislativo desde entonces refleja una falta de voluntad política derivada del desafío que representa el SNA frente a los intereses de la clase política gobernante.[Note11: Un recuento del SNA a un año de su promulgación se puede encontrar en: https://www.tm.org.mx/sistema-nacional-anticorrupcion-2-0-eduardo-bohorquez/. ]

Durante 2017, varios desastres golpearon a México, entre ellos, dos sismos de magnitud considerable que afectaron significativamente a la Ciudad de México, así como algunos de los estados más pobres del país (Oaxaca, Chiapas y Guerrero). Los terremotos dejaron un saldo de 471 personas muertas (369 en la Ciudad de México), más de 12 millones de afectados y unas 5,765 viviendas dañadas tan sólo en la Ciudad de México.[Note12: Un condensado de las cifras oficiales se puede encontrar en: https://www.animalpolitico.com/2017/10/cifras-oficiales-sismo-19s/.  ]

El colapso de edificios nuevos, supuestamente construidos bajo estrictos códigos de construcción, de estructuras que debieron ser reforzadas después del terremoto de 1985 pero no lo fueron y de algunos predios que revelaron múltiples irregularidades han llamado la atención sobre las fatales consecuencias de la corrupción en el sector inmobiliario y de construcción.[Note13: Ver por ejemplo: https://www.nytimes.com/es/2017/09/25/ciudad-de-mexico-sismo-terremoto-codigos-construccion/; https://actualidad.rt.com/actualidad/251248-corrupcion-letal-sismo-terremoto-mexico; y https://www.eleconomista.com.mx/opinion/Sismo-y-corrupcion-20170922-0052.html.  ] Además, los sismos hicieron patente la necesidad de contar con información adecuada sobre riesgos y vulnerabilidades ante desastres[Note14: Poco tiempo después del sismo del 19 de septiembre, el gobierno de la Ciudad de México hizo público un atlas actualizado de riesgos para la zona: https://expansion.mx/nacional/2017/10/06/el-gobierno-capitalino-publica-el-nuevo-atlas-de-riesgos-de-la-cdmx-tras-el-19s.  ], así como la desconfianza de la sociedad en las autoridades para canalizar la asistencia a las víctimas y ejercer los recursos destinados a la reconstrucción.[Note15: Ver ejemplos de notas que reportan estos acontecimientos: http://www.eluniversal.com.mx/metropoli/cdmx/piden-transparencia-para-uso-de-recursos-en-reconstruccion-de-cdmx; http://obrasweb.mx/construccion/2018/02/26/asi-sera-ahora-el-manejo-de-recursos-para-reconstruccion-en-la-cdmx. ]

En suma, el desarrollo e implementación del tercer plan de acción mexicano se han llevado a cabo en un entorno complejo donde conviven diversos problemas que requieren atención y donde contrastan los avances alcanzados en materia de transparencia y acceso a la información con la magnitud de las tareas pendientes en lo que se refiere a rendición de cuentas y participación ciudadana. 

2.2 Ámbito del plan de acción con relación al contexto nacional

En el contexto mexicano, resalta la urgencia de continuar avanzando en temas de transparencia, rendición de cuentas y participación ciudadana. El tercer plan de acción ha buscado hacer una contribución en este sentido al tiempo que apuntala las herramientas del gobierno abierto hacia la atención de problemas nacionales tales como los derechos humanos, la corrupción, la desigualdad, el acceso a servicios básicos y la adaptación al cambio climático. México, signatario de la Declaración sobre Gobierno Abierto para la Implementación de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible presentada por la Alianza Global para el Gobierno Abierto ante la ONU en 2015, buscó también con este plan abonar al alcance de los objetivos de desarrollo sostenible.

Los once compromisos incluidos en el plan de acción 2016-2018 se entienden mejor bajo la lógica de que la transparencia, la rendición de cuentas y la participación ciudadana no son sólo fines, sino también medios para mejorar la calidad de vida de las personas a través de políticas públicas.

La transparencia y el acceso a la información han sido temas muy presentes en la agenda pública y gubernamental desde el 2002, año en que se promulgó la Ley Federal de Transparencia y Acceso a la Información Pública Gubernamental, misma que daría paso, en 2015, a la Ley General de Transparencia y Acceso a la Información Pública. Aunque estos fueron avances muy importantes en materia de gobierno abierto, en la realidad garantizar el acceso a la información tiene un impacto bajo si no hay información disponible o si ésta es difícil de usar.[Note16: Véase, por ejemplo: http://www.fundar.org.mx/mexico/pdf/transparencyacceso.pdf. ]

En este sentido, los compromisos del tercer plan de acción buscan identificar, sistematizar y publicar, en plataformas accesibles a la ciudadanía, información indispensable para la toma de decisiones y el monitoreo de las acciones de gobierno en áreas cono el combate a la pobreza, la investigación de desapariciones, la gestión del agua potable y los riesgos asociados al cambio climático.

El tercer plan también refleja, por lo menos en principio, la voluntad del gobierno federal de hacer lo anterior desde mecanismos o instancias incluyentes y altamente participativas. De hecho, se incluyó el compromiso explícito de incorporar a la ciudadanía en decisiones cruciales para combatir la corrupción, promover la igualdad de género, proteger los derechos humanos y prevenir la obesidad en niños y adolescentes.

El tema de la rendición de cuentas, de alta relevancia en un contexto en el que la corrupción y la impunidad tienen costos socioeconómicos elevados, dificultan el combate al crimen organizado y limitan la impartición de justicia, no se incluyó en el tercer plan de acción.  En otras palabras, los compromisos no contemplan mecanismos específicos que obliguen a los funcionarios públicos a explicar y justificar sus acciones ante los ciudadanos, a recibir las opiniones de la sociedad civil y a castigar a quienes infrinjan las leyes.

A inicios del 2017, el proceso del plan de acción se vio afectado por dos elementos. Por un lado, la percepción de que la actual administración ya no exhibía la voluntad política para implementar los compromisos con el alcance que fueron acordados, especialmente en el tema de anticorrupción. Las organizaciones del Núcleo resintieron que, existiendo el compromiso de incorporar a la sociedad civil en el proceso de evaluación de candidatos a ocupar puestos en el SNA, a inicios de 2017 el gobierno federal nombrara, sin previo aviso o consulta, a diversos funcionarios del Sistema, incluyendo a 42 titulares de los Órganos Internos de Control. El otro elemento que afectó el ámbito del plan de acción radica en las revelaciones de presunta vigilancia digital ilegal en contra de miembros de la sociedad civil que colaboraban en el compromiso relativo a obesidad en niños y adolescentes.[Note17: Un informe elaborado por Citizen Lab con el apoyo de organizaciones locales y publicado por The New York Times a principios de febrero de 2017 presentaba evidencia de que el gobierno mexicano había vigilado ilegalmente a por lo menos tres investigadores y defensores de la salud en México. Para mayores detalles véanse, por ejemplo: http://r3d.mx/gobiernoespia; https://citizenlab.ca/2017/08/nso-spyware-mexico-corruption. ]

Por considerar que ya no existían las condiciones de confianza y apertura necesarias para continuar colaborando con el gobierno federal, el 23 de mayo de 2017 las organizaciones del Núcleo de sociedad civil decidieron retirarse del STT y, por ende, del proceso AGA vinculado al tercer plan de acción.

Antes de su retirada, el Núcleo había condicionado su participación en el STT al desarrollo inmediato de acciones dirigidas a regular y transparentar las prácticas gubernamentales de espionaje digital (se solicitó además una investigación exhaustiva para identificar y sancionar a los responsables).[Note18: Al respecto consúltese la carta del Núcleo de Sociedad Civil al Secretariado Técnico Tripartita ante revelaciones de espionaje gubernamental a defensores del derecho a la salud en México fechada el 14 de febrero de 2017: http://gobiernoabiertomx.org/blog/2017/02/17/carta-al-stt-sobre-espionaje/.] Al cierre del periodo de evaluación asignado a este informe (30 de junio de 2017), representantes de las organizaciones del Núcleo continuaban, según pudo constatar la investigadora, insatisfechos con la respuesta de sus contrapartes a sus demandas.

En este contexto, en septiembre de 2017 el Núcleo solicitó la intervención del Comité Directivo de OGP para promover la activación de la Política de Respuesta con que cuenta ese organismo.[Note19: El texto completo de la carta dirigida al Comité Directivo de OGP se puede consultar en: https://www.opengovpartnership.org/sites/default/files/Mexican-CS-Letter_Steering-Committee_September2017_ES.pdf. El Mecanismo de Respuesta de OGP está pensado para atender preocupaciones relacionadas con el espacio cívico en los países participantes. Sus objetivos son dar asistencia a los países que lo solicitan en la búsqueda de soluciones para restablecer un entorno propicio a la colaboración entre el gobierno y la sociedad civil y salvaguardar los principios y valores que sustentan la reputación de OGP. Detalles del mecanismo se pueden consultar en: https://www.opengovpartnership.org/response-policy. ] En respuesta a dicha petición, el Comité Directivo realizó una visita de carácter puramente informativo a México durante octubre de 2017 con el fin de explorar opciones de apoyo a las partes involucradas.

El gobierno federal ha continuado con la implementación del tercer plan de acción fuera del STT buscando para ello contrapartes de sociedad civil distintas a las del Núcleo. Las organizaciones del Núcleo no han recibido favorablemente el proceder del gobierno y aseguran que no avalarán el actual proceso de implementación (aunque sí planean darle seguimiento).

Por su parte, el gobierno compartió en entrevistas con la investigadora, que las organizaciones que ahora se han sumado a los esfuerzos tampoco parecen estar dispuestas a avalar formalmente los avances y/o cumplimiento de los compromisos – posiblemente en reconocimiento a la labor del Núcleo y también para no antagonizar con él.[Note20: Vale la pena señalar que los nombres de las organizaciones que colaboran en el tercer plan de acción a partir del retiro del Núcleo sólo se obtuvieron y pudieron confirmar hacia el final de 2017, es decir, con posterioridad a la fecha de cierre del periodo de evaluación de este informe (30 de junio de 2017). Por tanto, no fue posible para la investigadora del MRI realizar entrevistas a sus representantes. La información que aquí se incluye sobre estas organizaciones, por lo tanto, debe servir únicamente como referencia general. De todas, la única que se ha pronunciado oficialmente en torno al plan de acción es Borde Político. En comunicado de prensa fecha do el 20 de octubre de 2017, Borde Político señala que su participación en el proceso AGA no representa un aval de avance o cumplimiento del compromiso en el que colaboran (anticorrupción). Al respecto, véase: http://borde.mx/2017/10/comunicado-de-prensa-20-10-17/.  ]

III. Liderazgo y proceso multisectorial

Como en ocasiones anteriores, el liderazgo del proceso de la AGA en México se concentró en el Secretariado Técnico Tripartita (STT). Para el tercer plan de acción se llevó a cabo una amplia consulta pública en línea, así como jornadas abiertas y mesas de trabajo en las que participaron ciudadanos, funcionarios públicos, expertos, académicos y organizaciones de la sociedad civil distintas a las del Núcleo. La implementación del plan se ha realizado fuera del STT debido al retiro de las organizaciones del Núcleo el pasado mayo de 2017. Al momento de escribir este informe, el gobierno mexicano no había presentado aún un informe de autoevaluación vinculado al tercer plan de acción.

3.1 Liderazgo

Esta subsección describe el liderazgo y contexto institucional de la AGA en México. La Tabla 3.1 resume su estructura y la narrativa a continuación proporciona detalles adicionales.

Tabla 3.1: Liderazgo de la AGA

1. Estructura

No

¿Existe un Punto de Contacto designado claramente al proceso de la AGA (una persona)?

 

X

 

Varias

Una

¿Se dirige la AGA por una sola institución o por varias?

 

X

 

No

¿Se lidera la iniciativa de la AGA por el jefe de gobierno?

 

X

2. Mandato legal

No

¿Se establece el compromiso del Gobierno con la AGA a través de un mandato oficial público?

X

 

¿Se establece el compromiso del Gobierno con la AGA a través de un mandato legalmente vinculante?

X

 

3. Continuidad y estabilidad

No

¿Hubo un cambio en la organización que lideró o estuvo involucrada en la AGA durante la implementación del plan de acción?

X

 

¿Hubo un cambio en el jefe de gobierno durante el desarrollo o la implementación del plan de acción?

 

X

 

México es una república federal con un sistema presidencial de gobierno que contempla la separación de los poderes ejecutivo, legislativo y judicial. El presidente es elegido por sistema mayoritario. El poder legislativo se compone de dos cámaras, una de diputados y otra de senadores, cuyos miembros son elegidos por sistemas de mayoría y de representación proporcional.

El STT ha sido, hasta hace poco, el mecanismo de deliberación y toma de decisiones para el proceso de la AGA en México. Además, ha sido la instancia responsable de elaborar los últimos dos planes de acción y de dar seguimiento al cumplimiento de los compromisos.

El STT está compuesto por instituciones del gobierno federal: el Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información Pública y Protección de Datos Personales (INAI), así como representantes de la sociedad civil.

La Secretaría de la Función Pública (SFP) ha sido la entidad representante del gobierno federal en el STT para los planes de acción primero y tercero. Dado que existían planes para eliminar la SFP, fue la Coordinación de la Estrategia Digital Nacional de la Oficina de la Presidencia de la República quien asumió el liderazgo del proceso para el segundo plan de acción parte del gobierno. Ninguna de estas dependencias ha tenido la capacidad jurídica de garantizar el cumplimiento de los compromisos.

Los planes de eliminar la SFP fueron abandonados por la actual administración. De hecho, la Ley Orgánica de la Administración Pública Federal, en la Fracción XXII de su Artículo 37, asigna a la Secretaría de la Función Pública la responsabilidad de definir la política de gobierno abierto en el ámbito que le corresponde.[Note21: El texto vigente de la Ley Orgánica de la Administración Pública Federal se encuentra disponible en: http://www.ordenjuridico.gob.mx/Documentos/Federal/pdf/wo13235.pdf.] El Reglamento Interior de la SFP, en su artículo 28, designa a la Unidad de Políticas de Apertura Gubernamental y Cooperación Internacional (UPAGCI) como el área de esa Secretaría encargada de coordinar las acciones de gobierno abierto.[Note22: El Reglamento Interior de la Secretaría de la Función Pública se puede encontrar aqui: http://dof.gob.mx/nota_detalle.php?codigo=5490821&fecha=19/07/2017. ]

Por último, las Disposiciones Generales en las materias de Archivos y de Gobierno Abierto para la Administración Pública Federal señalan, en su capítulo sexto, que la UPAGCI es responsable de instrumentar, dar seguimiento y evaluar la política de gobierno abierto, lo cual incluye todos los referentes al proceso AGA en México. Las Disposiciones Generales tienen carácter legalmente vinculante al obligar a las entidades y dependencias del gobierno federal a atender los compromisos que se establezcan en los planes de acción.[Note23: http://www.dof.gob.mx/nota_detalle.php?codigo=5482571&fecha=15/05/2017. ]

La estructura de la UPAGCI incluye una Dirección General Adjunta de Apertura Gubernamental, una Dirección de Área y una Subdirección que se encargan de coordinar y dar seguimiento al proceso AGA, así como a la participación de México en el Comité Directivo de AGA.

El INAI es el órgano garante del acceso a la información pública y de la protección de datos personales y es una de las instancias centrales del Sistema Nacional de Transparencia establecido con la entrada en vigor de la Ley General de Transparencia y Acceso a la Información Pública (LGTAIP) en mayo de 2015. El INAI tiene facultades para promover la práctica de gobierno abierto a nivel nacional y está obligado por ley a colaborar con sujetos obligados y con la sociedad civil en la implementación de mecanismos y políticas de apertura gubernamental como el STT y el proceso de la AGA.

La sociedad civil ha participado en el STT a través del Núcleo, un grupo de diez organizaciones especializadas en temas de transparencia y acceso a la información: Fundar, Instituto Mexicano de la Competitividad (IMCO), Artículo 19, Centro de Investigación para el Desarrollo (CIDAC), Gestión Social y Cooperación (GESOC), Transparencia Mexicana, SocialTIC, Cultura Ecológica, Contraloría Ciudadana y Observatorio Nacional Ciudadano. Originalmente convocadas por el gobierno federal para formar el STT en 2011-12, estas organizaciones se alternan cada año la presidencia y vice-presidencia del Núcleo.[Note24: La organización que ocupó la vicepresidencia en un año determinado pasa a ocupar la presidencia al término del período correspondiente. Actualmente la presidencia y vicepresidencia del Núcleo están en manos de Cultura Ecológica y SocialTIC, respectivamente.]

Como se mencionó anteriormente, en mayo de 2017 el Núcleo decidió retirarse del STT, lo que puso a esa instancia en un impasse funcional. En consecuencia, y dado que el INAI no participa en la implementación de los compromisos, el liderazgo del tercer plan de acción corre, hasta el momento de redactar este informe, por cuenta del gobierno (SFP) con el apoyo de un grupo de organizaciones fuera del Núcleo.

3.2 Participación institucional

Esta sección describe cuáles instituciones gubernamentales participaron en el proceso de la AGA. La siguiente sección mencionará las organizaciones no gubernamentales que participaron.

Tabla 3.2: Participación en la AGA por institución gubernamental

¿Cómo participaron las instituciones?

Ministerios o secretarías, departamentos y agencias

Poder Legislativo

Poder Judicial (y organismos cuasi judiciales)

Otros organismos (constitucionales, independientes o autónomos)

Gobiernos subnacionales

Consultaron

(Se invitó a estas instituciones a observar el desarrollo del plan de acción, pero no necesariamente estuvieron a cargo del cumplimiento de compromisos plan.)

12[Note25: Secretaría de la Función Pública (SFP), Secretaría de Gobernación (SEGOB), Procuraduría General de la República (PGR), Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS), Instituto Nacional de las Mujeres (InMujeres), Comisión Nacional para Prevenir la Discriminación (CONAPRED), Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (CONEVAL), Secretaría de Desarrollo Social (SEDESOL), Comisión Nacional del Agua (CONAGUA), Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (COFEPRIS), Secretaría de Salud (SSA), Instituto Nacional de Salud Pública (INSP), Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT).]

2[Note26: Cámara de Senadores y Cámara de Diputados. ]

2[Note27: Tercer Tribunal Colegiado en Materia Civil del Primer Circuito, Consejo de la Judicatura Federal y Décimo Octavo Tribunal Colegiado en Materia Administrativa del Primer Circuito, Consejo de la Judicatura Federal.]

1[Note28: Instituto Nacional de Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI).]

0

Propusieron

(Estas instituciones propusieron compromisos para ser incluidos en el plan de acción.)

12[Note29: Ver listado de instituciones en (1).]

1[Note30: La Cámara de Senadores, a través de las Comisiones de Derechos Humanos, Igualdad de Género y Anticorrupción y Participación Ciudadana. ]

2[Note31: Ver listado de instituciones en (3).]

0

0

Implementaron

(Estas instituciones están a cargo del cumplimiento de compromisos en el plan de acción, independientemente de si propusieron los compromisos o no.)

8[Note32: Secretaría de la Función Pública (SFP), Procuraduría General de la República (PGR), Comisión Nacional del Agua (CONAGUA), Consejo Nacional para Prevenir la Discriminación (CONAPRED), Instituto Nacional de las Mujeres (InMujeres), Secretaría de Salud, Comisión Nacional para la Protección contra Riesgos Sanitarios (COFEPRIS) y Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT). ]

0

0

0

0

 

La participación institucional en el proceso de la AGA asociado al tercer plan de acción fue bastante amplia en lo que se refiere a entidades del gobierno federal. Se buscó involucrar a los poderes legislativo y judicial a fin de construir compromisos de mayor alcance y trascendencia dados los temas que éstos habrían de abordar. La Tabla 3.2 detalla el número de instituciones que participaron en el proceso de la AGA.

El desarrollo del tercer plan de acción se llevó a cabo en tres etapas: consulta pública, jornadas abiertas y mesas de trabajo. Las instituciones incluidas en la Tabla 3.2 tuvieron una mayor participación en las mesas de trabajo. En esta etapa se llevaron a cabo ejercicios de colaboración entre los representantes de las instituciones convocadas, académicos, expertos y miembros de la sociedad civil con el objeto de definir los compromisos y las metas a dos años que habrían de incorporarse al plan.

Por parte del gobierno federal, las instancias participantes fueron aquellas cuyo mandato se relaciona directamente con los problemas públicos que cada compromiso busca atender. La participación de los poderes legislativo y judicial se limitó a dos ejes temáticos: derechos humanos y fortalecimiento del estado de derecho y el Sistema Nacional Anticorrupción.

Del grupo que originalmente participó en etapas previas del proceso, sólo ocho secretarías y órganos de gobierno fueron designados para la implementación de los compromisos. Los poderes legislativo y judicial no se involucraron en el proceso de implementación del plan.

3.3 Participación de la sociedad civil

Los países que participan en la AGA deben consultar ampliamente con el público durante el desarrollo, la implementación y la revisión del plan de acción. Las Tablas 3.3.1 y 3.3.2 permiten visualizar el rendimiento de México durante el tercer plan de acción (2016-2018).

Tabla 3.3: Proceso nacional de la AGA

Requisitos cumplidos: 4 de 7

Antes

1. Disponibilidad de cronograma y proceso

2. Aviso previo

Cronograma y proceso disponibles antes de la consulta

No

Aviso previo a la consulta

No

 

3. Divulgación

4. Múltiples canales

El Gobierno realizó actividades de divulgación y sensibilización

No

4a. Consultas realizadas en línea

No

 

 

4b. Consultas realizadas en persona

No

 

5. Documentación y retroalimentación

Resumen de comentarios presentado

No

 

Durante

6. Foro regular

6a. ¿Existió un foro?

No

6b. ¿Se reunió regularmente?

No

 

 

Después

7. Informe de autoevaluación del Gobierno

7a. Publicación del informe anual

No

7b. Informe disponible en inglés o en idioma administrativo

No

 

 

7c. Período de dos semanas de comentarios públicos sobre el informe

No

7d. Informe responde a las recomendaciones clave del MRI

No

 

 

                 

 

Como se mencionó anteriormente, la sociedad civil ha participado en la formulación, implementación y seguimiento de los planes de acción de México a través del Núcleo de organizaciones que, hasta su retiro, integraban el STT. Para la construcción del tercer plan de acción, el Núcleo, la representación del gobierno federal (en ese entonces a cargo de la Dirección General de Estrategia Digital de la Presidencia de la República) y el INAI decidieron llevar a cabo un proceso amplio de consulta que incluyó a la ciudadanía en general, así como a expertos, académicos, funcionarios y organizaciones de la sociedad civil fuera del Núcleo.

La primera etapa del proceso consistió en una consulta en línea que se llevó a cabo con el objeto de identificar problemáticas apremiantes en la agenda pública que podrían beneficiarse de los principios de gobierno abierto. La consulta se anunció el 14 de agosto de 2015 en la página de la Alianza para el Gobierno Abierto en México (www.gobabiertomx.org). Sin embargo, el anuncio de la consulta no especificó claramente una fecha puntal de inicio y terminación, no detalló la forma en que sería utilizada esta información, ni describió el proceso de construcción del plan de acción.[Note33: El 25 de junio de 2015 el STT acordó mantener abierta la consulta hasta el 15 de noviembre de ese año, mes durante el que también se tenía planeado arrancar la construcción del tercer plan de acción.  Ver: www.gobabiertomx.org/alianza-mexico/MinutaSTT-2015-06-25. ]

A través de la página de AGA México y de las organizaciones del Núcleo se hizo la difusión de la consulta, en la cual se solicitaba a los participantes votar por los temas a que hacen referencia los Objetivos de Desarrollo Sostenible a través de un vínculo habilitado para este propósito en la página del gobierno federal: http://www.gob.mx/consulta/docs/tercer-plan-de-acción. Cabe mencionar que dicho vínculo ya no se encuentra activo y que, fuera de la mención de los seis ejes temáticos más votados (20 de abril del 2016), no están disponibles al público los detalles y resultados estadísticos de esta consulta. 

La segunda etapa en la construcción del plan se llevó a cabo entre abril y julio del 2016 y consistió en una serie de jornadas de discusión abiertas al público en general. El objetivo de éstas fue definir los problemas públicos asociados a los seis ejes temáticos identificados durante la consulta.

Para la tercera etapa, el STT organizó varias mesas de trabajo durante el mes de agosto del 2016 con el objeto de transformar los resultados de las jornadas abiertas en compromisos concretos. A estas mesas fueron convocados académicos y expertos en cada materia, así como organizaciones de la sociedad civil especializadas para que, junto con representantes de gobierno y los poderes legislativo y judicial, definieran los compromisos que habrían de integrar el tercer plan de acción. Además de las organizaciones del Núcleo, participaron en este esfuerzo seis organizaciones más (Observatorio Nacional Ciudadano, el Instituto de Liderazgo Simone de Beauvoir, Acción Ciudadana frente a la Pobreza, Controla tu Gobierno, Probatio, y Contraloría Ciudadana), dos de las cuales pasarían a formar parte de la base del Núcleo (Observatorio Nacional Ciudadano y Contraloría Ciudadana).[Note34: El Núcleo elaboró un plan de ampliación y lanzó una convocatoria de manifestación de interés a la sociedad civil. Como resultado, Observatorio Ciudadano y Contraloría Ciudadana fueron invitadas a formar parte del Núcleo.]

De acuerdo con información oficial, las jornadas abiertas y las mesas de trabajo contaron con la participación de más de 350 personas, incluyendo funcionarios públicos, representantes de la sociedad civil, expertos y académicos.[Note35: Ver: México 2013-2015 Reporte final de autoevaluación, enero de 2017:  https://www.opengovpartnership.org/sites/default/files/Mexico_Final-Self-Assessment_2015-2017_0.pdf. ]

En términos generales, las partes interesadas coinciden en que los procesos de consulta fueron los más amplios hasta ese momento realizados, pero reconocen que no alcanzaron la diversidad y el equilibrio de opiniones ideales.

Originalmente se tenía previsto llevar a cabo las jornadas abiertas en distintos estados de la República, pero la magnitud de la tarea, dados los retos de logística y organización que representaba, no permitió llevar a cabo el proceso fuera de la Ciudad de México. Esto, la participación de actores del ámbito sub-nacional en todos los sectores. Más aún, la representación de los poderes legislativo y judicial fue limitada, mientras que la del sector privado y los medios de comunicación fue prácticamente inexistente.

Representantes del Núcleo señalaron a la investigadora del MRI que estas limitaciones obedecen, principalmente, a que la responsabilidad de organizar, gestionar y convocar a la amplia consulta recayó desproporcionadamente sobre organizaciones que no contaban con las capacidades suficientes para realizar tareas de esa magnitud.

Por último, cabe destacar que la naturaleza propia de los temas y los mecanismos de consulta utilizados dejaron fuera un número importante de preocupaciones locales, así como a la mayoría de la población que no tuvo acceso a la consulta por internet ni a las jornadas abiertas.

Tabla 3.4: Nivel de influencia del público

El MRI adaptó el Espectro de Participación de la Asociación Internacional para la Participación Pública (IAP2) para el uso de la AGA. La tabla a continuación muestra el nivel de influencia publica en el plan de acción. De abajo hacia arriba, las características de la participación son acumulativas. En el marco del gobierno abierto, los países deben aspirar al nivel de ‘colaborar’.

 

Nivel de influencia pública

Durante el desarrollo del plan de acción

Durante la implementación del plan de acción

Empoderar

El Gobierno entregó poder de decisión al público.

 

 

Colaborar

Hubo diálogo iterativo Y el público ayudó a fijar la agenda.

 

 

Involucrar

El Gobierno dio retroalimentación sobre cómo se tomaron en cuenta los aportes del público.

 

Consultar

El público tuvo la posibilidad de realizar aportes.

 

Informar

El Gobierno entregó información al público sobre el plan de acción.

 

 

No se consultó

No se consultó

 

 

 

3.4 Consultas durante la implementación

Como parte de su participación en la AGA, los gobiernos se comprometen a identificar un foro regular multisectorial, ya sea una entidad existente o una de nueva creación, que permita la consulta permanente sobre la implementación del proceso de la AGA. Esta sección resume dicha información.

Durante la implementación de planes de acción anteriores, el STT era el foro de consulta permanente, seguimiento y evaluación de la implementación de los compromisos adquiridos por el gobierno federal. El tercer plan de acción no fue la excepción y, de hecho, las mesas de negociación para definir los planes de trabajo de cada compromiso se iniciaron en diciembre del 2016, poco después de la Cumbre Global de la AGA celebrada en París.

Como foro, el STT ha representado la institucionalización de un modelo de colaboración entre el gobierno y la sociedad civil, donde las decisiones, tanto en materia de protocolos internos como en lo relacionado con el proceso AGA en México, se toman de manera consensuada. Sin embargo, como se ha mencionado anteriormente, la participación en el STT está restringida a las organizaciones del Núcleo, la SFP y el INAI. Hasta antes del retiro del Núcleo, el STT llevaba a cabo reuniones periódicas (una o dos al mes) a puerta cerrada cuyas minutas se ponían a disposición del público en http://gobabiertomx.org/alianza-mexico/.[Note36: La última minuta registrada en esta página corresponde a la primera reunión ordinaria del STT celebrada el 13 de enero de 2016. Fuentes de la SFP y el INAI aseguran que existen minutas más recientes que no han sido publicadas por carecer de todas las firmas necesarias. ] Las reuniones del STT siempre se realizaron en la Ciudad de México.

Para la implementación del tercer plan de acción, y en línea con la amplia consulta pública realizada durante su desarrollo, el STT decidió abrir al público en general espacios de consulta en la página del gobierno federal (www.gob.mx) para realizar aportaciones al proceso de elaboración de los planes de trabajo para cada compromiso. En principio, estas aportaciones serían tomadas en cuenta al momento de definir las actividades, tiempos, medios de verificación e indicadores de resultado para las líneas de acción de cada compromiso. Los resultados de la consulta están disponibles al público en: http://gobabiertomx.org/noticias/gracias-por-fortalecer-el-tercer-plan-de-accion-de-gobierno-abierto.

La información disponible al cierre del periodo de evaluación de este informe (30 de junio de 2017) no permitía determinar en qué medida la implementación de los compromisos del tercer plan de acción había incorporado los resultados de la consulta.

3.5 Autoevaluación

Los Artículos de Gobernanza de la AGA definen como requisito que los países deben publicar un informe de autoevaluación tres meses después de cumplir el primer año de implementación. El informe de autoevaluación debe publicarse para recibir comentarios del público durante dos semanas. Esta sección evalúa el cumplimiento de este requisito, así como la calidad del informe.

Hasta el momento de escribir este reporte (diciembre del 2017) el gobierno mexicano no había publicado el primer informe de autoevaluación correspondiente al tercer plan de acción. La fecha límite de entrega para dicho informe se había fijado para el 30 de septiembre del 2016.

Los funcionarios de la SFP entrevistados por la investigadora el pasado mes de octubre confirmaron que dicho informe era uno de los pendientes prioritarios para ellos, pero no definieron una fecha definitiva para su publicación.

3.6 Seguimiento a las recomendaciones previas del MRI

Tabla 3.5: Recomendaciones clave del informe previo del MRI

Recomendación

¿Fue Abordada?

¿Fue integrada en el plan de acción?

1

Definir una estrategia nacional pro gobierno abierto que defina metas/resultados, acciones, actores en los distintos niveles de gobierno y en los tres poderes, un esquema de coordinación entre el STT y actores estatales y locales y un mecanismo de articulación entre iniciativas de gobierno abierto existentes en México.

 

 

2

Para la elaboración del siguiente plan de acción, establecer criterios para definir compromisos que avancen la estrategia nacional pro gobierno abierto, diferenciar los compromisos de transparencia de los de rendición de cuentas y recuperar el tema de la participación ciudadana como eje central para el avance del gobierno abierto.

 

 

3

Diseñar un plan de monitoreo y evaluación de resultados para cada compromiso, estableciendo las poblaciones objetivo potencialmente beneficiadas, así como criterios claros de medición de los efectos concretos que su cumplimiento tiene para ellas.

 

 

4

Asignar al STT la responsabilidad de validar el avance en el cumplimiento de compromisos y alimentar el tablero de control con dicha información.

 

 

5

Estandarizar la información en el tablero de control y transformarla en formato de datos abiertos.

 

En su último informe de autoevaluación (correspondiente al segundo plan de acción 2013-2015), el gobierno mexicano abordó dos de las cinco recomendaciones que emitió el MRI. De manera directa, el informe reconoce la necesidad evaluar los resultados y el impacto de los compromisos (recomendación 3) y señala que la elaboración de los planes de trabajo para el tercer plan de acción incluyó la asesoría de expertos en políticas públicas para la construcción de indicadores de gestión e impacto.[Note37: Ver: https://www.opengovpartnership.org/sites/default/files/Mexico_Final-Self-Assessment_2015-2017_0.pdf, p. 14.]

El gobierno también resaltó la importancia de que el tablero de control (herramienta pública de seguimiento al avance de los compromisos adoptada para el segundo plan de acción: http://tablero.gobabiertomx.org) funcione como una verdadera herramienta de rendición de cuentas y se informó sobre la construcción de una nueva versión (recomendación 5).[Note38: Ver: https://www.opengovpartnership.org/sites/default/files/Mexico_Final-Self-Assessment_2015-2017_0.pdf, p. 13.]

Durante el proceso de construcción del tercer plan de acción se abordaron prácticamente todas las recomendaciones anteriores, pero ninguna de ellas se incorporó totalmente a la versión final del plan. En cuanto a la recomendación 1, el plan solo incluyó algunos de los componentes básicos identificados: diagnósticos de las problemáticas que atiende, acciones para el logro de objetivos, la contribución de los compromisos a la resolución de la problemática identificada y la articulación con otras iniciativas de gobierno abierto en México, como el Sistema Nacional Anticorrupción.

Respecto a la recomendación 2, el plan de acción sólo adoptó uno de los tres componentes, a saber, la importancia de crear espacios de participación ciudadana – aspecto esencial en cuatro de los once compromisos. La recomendación 3 no figura en el plan de acción como tal, ya que la integración de indicadores de gestión y resultados se llevaría a cabo durante la elaboración de los planes de trabajo para cada compromiso. La revisión posterior de las hojas de ruta sugiere que esto se llevó a cabo en alguna medida, aunque todavía no se consideran indicadores de impacto.

Por último, las partes interesadas informaron a la investigadora MRI que las recomendaciones 4 y 5 no fueron abordadas o incluidas en el tercer plan de acción por no existir las condiciones adecuadas para hacerlo.

V. Recomendaciones generales

En esta sección se busca informar el desarrollo del siguiente plan de acción y orientar el cumplimiento del plan de acción actual. Se divide en dos apartados: el primero aborda las prioridades de las OSC y el gobierno identificadas durante la elaboración de este informe y el segundo incorpora las recomendaciones del MRI.

5.1 Prioridades de las partes interesadas

Al retirarse del STT, las organizaciones del Núcleo de sociedad civil hicieron patente la forma en que sus prioridades habían cambiado en el marco del proceso de la AGA. De esta forma, la implementación del plan de acción (que no necesariamente la promoción de los temas de política pública ahí abordados) había perdido importancia ante la necesidad de recuperar la confianza en el espacio de colaboración y co-creación que hasta el momento del retiro había sido el Secretariado.

Las organizaciones del Núcleo han indicado a la investigadora su interés por dar seguimiento a la implementación de los compromisos, sin que esto implique avalar oficialmente el avance o cumplimiento de los mismos. De igual manera han hecho patente su convicción en cuanto a las bondades y ventajas de participar en la AGA, a la que consideran un espacio útil para la búsqueda de soluciones no sólo al reto de avanzar los principios de gobierno abierto en México, sino también a los problemas más graves del país. Han señalado, sin embargo, que las condiciones para regresar al proceso muy difícilmente se darán durante el tiempo que le resta a esta administración. La investigadora del MRI percibe también en las organizaciones del Núcleo la necesidad de evaluar su propia actuación y logros en el marco de la AGA con miras a definir una estrategia hacia el próximo plan de acción.

Sin desconocer la preocupación del Núcleo en relación al presunto espionaje, la SFP sí ha privilegiado la implementación del plan de acción sobre la atención inmediata a la demanda de reorientar la labor del STT hacia el tema de vigilancia digital ilegal. Los funcionarios de la SFP entrevistados afirmaron a la investigadora que dicha secretaría dio respuesta a las preocupaciones del Núcleo en el marco de sus atribuciones y se mostró dispuesta a entablar un diálogo en torno al tema de la vigilancia digital sin que esto afectara el cumplimiento de sus responsabilidades con respecto al plan de acción.

Cabe señalar que la institucionalización del proceso de la AGA en México registró un movimiento importante a partir de la publicación, el 15 de mayo de 2017, de las Disposiciones Generales en las materias de Archivos y de Gobierno Abierto para la Administración Pública Federal. Estas disposiciones designan a la Unidad de Políticas de Apertura Gubernamental y Cooperación Internacional (UPAGCI) como el área de SFP encargada de, entre otras cosas, informar y rendir cuentas respecto al grado de avance de los compromisos en el marco de AGA.

Llevar adelante el proceso de implementación de los compromisos en el marco de la AGA al margen del STT ha abierto espacios de participación a un mayor número de organizaciones, pero también ha añadido complejidad y tensión a las relaciones entre gobierno y sociedad civil. Las partes coinciden en señalar que, en las circunstancias actuales, tanto la viabilidad del STT como la credibilidad del tercer plan de acción, están en juego.

Es importante destacar aquí que, si bien desde sus comienzos el STT ha tenido a su cargo todo lo referente al proceso de la AGA en México, siempre parece haber existido una cierta tensión al interior del Secretariado en lo que respecta al alcance de sus funciones y responsabilidades. Así lo pudo observar la investigadora durante diversas conversaciones sostenidas tanto con funcionarios públicos como con representantes del Núcleo. Es posible que esa tensión haya alcanzado su punto más álgido al momento de transformar el tercer plan de acción en una realidad.

La totalidad y las dimensiones de los temas relacionados con gobierno abierto escapan a la cobertura del mejor plan de acción, así como a la capacidad real de convocatoria y movilización del STT. El Secretariado se vio rebasado, por un lado, por el nivel de ambición de los compromisos que plasmó en el tercer plan y para los que no pudo gestionar una implementación de alcances similares; por otro, por la gravedad de unas acusaciones de espionaje digital que no pudo desahogar satisfactoriamente para todos los involucrados.

Los actores interesados comparten también la opinión de que esfuerzos futuros hacia el desarrollo de un nuevo plan de acción deberán pasar por un proceso serio de reconstrucción de la confianza entre gobierno y sociedad civil. Restablecer un espacio de diálogo y co-creación es crucial dado que la mayoría de los compromisos del tercer plan de acción no fueron concebidos para cumplirse en un periodo de dos años y requieren continuidad. Algunos de ellos – los que tienen que ver con temas sensibles como la corrupción, los derechos humanos y la impartición de justicia – son materia de urgencia nacional, pero han resultado muy difíciles de gestionar. Es por ello que estas áreas seguirán siendo de la mayor prioridad para las partes dentro y fuera del marco de la AGA.

5.2 Recomendaciones del MRI

Este apartado contiene cinco recomendaciones de carácter general y transversal sobre el proceso AGA en México. La investigadora del MRI ofrece estas recomendaciones con base en el análisis del desarrollo e implementación del plan, el contexto nacional y las prioridades de las partes interesadas.

1.     Definir una estrategia para asegurar la viabilidad futura del proceso de la AGA en México que incorpore por lo menos los siguientes elementos:

·       Acciones para restablecer la confianza y robustecer el espacio de diálogo y co-creación entre gobierno y sociedad civil.

·       Mecanismos para fortalecer la gobernanza del proceso de la AGA, darle continuidad y consolidar su relevancia para la resolución de los grandes problemas nacionales.

El reto más importante que en estos momentos enfrenta el proceso AGA en México consiste en recuperar la confianza de la toda la sociedad civil en la posibilidad de un diálogo respetuoso, abierto y efectivo con el gobierno. Para ello, es necesario asegurarse que existen condiciones adecuadas para entablar y defender dicho diálogo.

Como herramienta de inteligencia y seguridad, la vigilancia digital no es exclusiva de México y se pueden dar argumentos a favor de su uso en defensa de la seguridad nacional o como auxiliar en la lucha contra el crimen organizado. Sin embargo, cuando estas prácticas tienen por foco de atención a miembros de la sociedad civil, periodistas o defensores de derechos humanos, el gobierno vulnera el espacio cívico y muestra poco respeto por los derechos fundamentales. La vigilancia digital ilegal, por tanto, no es congruente con los principios de gobierno abierto ni favorece la participación ciudadana. En este sentido, resulta indispensable revisar las leyes existentes en materia de vigilancia digital y evaluar cómo éstas son implementadas, a fin de identificar las áreas donde sea necesario modificar dichas regulaciones para evitar la vulneración de derechos o del espacio cívico.  

Hasta hace poco, el STT había sido un espacio efectivo para desarrollar el proceso de la AGA en tanto los compromisos que promovió tuvieron un alcance acotado y se pudo mantener relativamente aislado de controversias internas y factores coyunturales. Planes de acción más ambiciosos requieren instancias cuya capacidad decisoria y de gestión se encuentre a la altura de los retos que enfrenta el país para avanzar en los principios de gobierno abierto y del potencial transformador que se busque asignar a los compromisos futuros.

Estas instancias deben hacer posible no sólo la coordinación del desarrollo e implementación de sucesivos planes de acción, sino también la deliberación y búsqueda de respuestas a situaciones que, aún fuera del alcance del plan de acción, pudieran afectar su proceso o la viabilidad de la Alianza nacional. Lo anterior puede significar la restructuración del STT y/o la creación de nuevos espacios, pero, como mínimo, se debe asegurar la delimitación clara de capacidades y responsabilidades, así como la instalación de mecanismos para la resolución de conflictos y la rendición de cuentas de todos los actores participantes.

Es importante también que la reestructuración del STT o la creación de un nuevo espacio para el proceso de la AGA defina protocolos transparentes de convocatoria y participación para la sociedad civil que alienten la pluralidad, así como reglas claras para la operación del organismo a lo largo de todo el proceso.

2.     Para la elaboración del siguiente plan de acción, es importante hacer una revisión de lo realizado hasta ahora, y los resultados obtenidos, a la luz del contexto y los desarrollos recientes. En particular, se recomienda:

·       Desarrollar compromisos dirigidos a fortalecer el proceso de la AGA en México.

·       Continuar avanzando en los temas prioritarios de la agenda pública retomando compromisos de planes anteriores y generando nuevos.

·       Incorporar compromisos encaminados a establecer o mejorar mecanismos de rendición de cuentas.

·       Analizar y, en su caso, recuperar compromisos de planes de acción anteriores si se considera pertinente.

El desarrollo de un nuevo plan de acción representa una oportunidad importante para identificar aquellas áreas del proceso AGA que requieran fortalecimiento y diseñar compromisos dirigidos a su atención. Se recomienda, por tanto, considerar el espacio del cuarto plan de acción para incorporar compromisos que ayuden a concretar una estrategia de viabilidad para el proceso AGA en México con los elementos previamente identificados (ver recomendación 1).

La atención a temas importantes de política pública mediante la aplicación de los principios de gobierno abierto es uno de los aspectos más sobresalientes del tercer plan de acción y que han contribuido a afianzar el liderazgo de México en la AGA. Por su magnitud y naturaleza multidimensional, la atención a estos temas requiere un esfuerzo sostenido a lo largo del tiempo. Se recomienda, por tanto, continuar desde el marco de la AGA el combate a problemáticas apremiantes (tales como corrupción, derechos humanos, inseguridad y delincuencia, pobreza y equidad de género) mediante el seguimiento a compromisos ya establecidos y otros de nueva creación.

Un balance general indica que la gran mayoría de los compromisos hasta ahora pactados han priorizado temas de transparencia y acceso a la información sobre los de participación ciudadana y, sobre todo, rendición de cuentas. De los once compromisos del tercer plan de acción, siete resultaron relevantes a la participación ciudadana, pero ninguno lo fue a la rendición de cuentas. Avanzar en la agenda de gobierno abierto significa introducir, de manera gradual, mecanismos que obliguen a los funcionarios públicos a explicar y justificar sus acciones y que sancionen a los que infrinjan leyes o reglamentos.

La experiencia hasta ahora acumulada el por gobierno y la sociedad civil en el desarrollo de tres planes de acción es sin duda muy significativa y ha representado un avance importante para México en materia de gobierno abierto. En el camino han quedado, sin embargo, compromisos a cuyo cumplimiento no se les ha dado seguimiento o que se dieron por concluidos sin que el resultado fuera totalmente satisfactorio para las partes.

Por lo anterior, se recomienda valorar la pertinencia de recuperar compromisos de anteriores planes de acción cuya conclusión, continuidad o escalamiento se considere relevante dado el contexto nacional, las prioridades de las partes y el fortalecimiento del proceso de la AGA en México. 

3.     La ambición de los compromisos debe ir acompañada de una mayor especificidad, así como de hitos y rutas críticas claramente definidos para facilitar su implementación y cumplimiento en el mediano y largo plazos.

Los graves problemas que enfrenta México reafirman la importancia de continuar enfocando el proceso de la AGA en la resolución de éstos mediante el desarrollo de compromisos de mayor alcance y/o complejidad. Estos compromisos, sin embargo, difícilmente se pueden cumplir en los plazos de dos años que caracterizan a los planes de acción.

Para facilitar el seguimiento de estos compromisos a través del tiempo, la evaluación de su cumplimiento y, de ser el caso, su recuperación en planes de acción posteriores, es indispensable definirlos con mayor precisión y acompañarlos de hitos y rutas críticas delineadas con la mayor claridad y detalle posibles. Una mayor especificidad en el planteamiento de los objetivos y resultados esperados de este tipo de compromisos a lo largo de la ruta crítica ayuda también a dimensionar mejor su factibilidad y minimiza la probabilidad de contratiempos al momento de definir planes de trabajo.

4.     Consolidar tanto el desarrollo como la implementación del siguiente plan de acción como procesos participativos en corresponsabilidad. Se recomienda especialmente:

·       Continuar diversificando la participación pública en las actividades de consulta, deliberación y definición de compromisos que caracterizan el desarrollo de los planes de acción.

·       Definir claramente mecanismos y responsabilidades de convocatoria entre las partes interesadas para facilitar la organización de amplios procesos de consulta y deliberación.

·       Recuperar, rediseñar y actualizar la herramienta del tablero de control para el seguimiento de la implementación de los compromisos.

El tercer plan de acción representó un avance importante en temas de participación debido, por una parte, a la amplitud de las consultas públicas que se realizaron y, por otra, a que buscó incluir a una mayor diversidad de actores tanto del plano sub-nacional como de los otros poderes de la unión. El proceso, sin embargo, sigue dominado por el ámbito federal, el poder ejecutivo y un pequeño grupo de organizaciones civiles. Una participación más amplia de la sociedad civil, así como del sector privado y los medios de comunicación es una tarea pendiente que convendría atender a partir del próximo plan de acción.

En el marco de la AGA México, incrementar las probabilidades de éxito en la resolución de los problemas públicos más apremiantes, o atender ambiciosas agendas como los ODS, requiere intensificar esfuerzos para incorporar a aquellos actores que hoy en día aún son minoritarios en el proceso.

La complejidad organizacional y logística de convocar a tantos actores requiere, a su vez, asegurar que se cuenta con capacidades de convocatoria y coordinación adecuadas. En tanto el proceso AGA esté gobernado por una instancia multi-partita, la experiencia del tercer plan de acción sugiere la importancia de establecer directrices y responsabilidades institucionales claras para las partes de tal forma que el peso de las consultas no recaiga exclusiva o desproporcionadamente en quienes tienen capacidades más limitadas.

El tablero de control, herramienta importante para el seguimiento público del plan de acción anterior, fue prácticamente abandonado como medio para informar sobre los avances del tercer plan de acción. Como se señaló en informes anteriores del MRI, resulta deseable hacer ajustes al diseño del tablero de control para facilitar su uso (información estandarizada y en formato abierto) e incrementar su credibilidad (sociedad civil valida en el tablero los avances en el cumplimiento de los compromisos). De hecho, el último informe de autoevaluación del gobierno aseguraba que se estaba trabajando en una nueva versión del tablero de control que presumiblemente incorporaba por lo menos parte de estas recomendaciones. Transparentar de manera accesible el desarrollo de un plan de acción con participación ciudadana sigue siendo igualmente importante y, por tanto, valdría la pena reactivar esta herramienta para futuros planes de acción con las modificaciones previamente señaladas.

5.     Tomar en cuenta los tiempos y el proceso de transición gubernamental en la definición de los siguientes pasos para el desarrollo del próximo plan de acción.  

El distanciamiento y la tensión entre el gobierno y la sociedad civil, así como la proximidad de las elecciones generales de junio de 2018 (en las que habrá cambio de gobierno), son factores a tomar en cuenta en la búsqueda de soluciones que México necesita plantearse a fin de asegurar la viabilidad y continuidad del proceso de la AGA.

En este sentido, el MRI recomienda valorar la posibilidad de ajustar el calendario que guiará el próximo plan de acción de México, a fin de dar espacio a que el gobierno saliente pueda entregar a la nueva administración las herramientas y los insumos necesarios para continuar con el plan de acción 2018-2020.

Tabla 5.1: Cinco recomendaciones clave

 

1

Restablecer la confianza de la sociedad civil y fortalecer la gobernanza del proceso AGA en México para garantizar su viabilidad y consolidar su relevancia

2

Enfatizar la incorporación de mecanismos de rendición de cuentas en futuros compromisos, así como los temas cruciales de la agenda pública

3

Dar mayor especificidad a compromisos de gran alcance y/o complejidad y acompañarlos con hitos y rutas críticas claramente definidas

4

Intensificar esfuerzos para incrementar la diversidad y corresponsabilidad de los actores que participan en el plan de acción

5

Considerar los tiempos electorales para definir el calendario del próximo plan de acción

 

VI. Metodología y fuentes

El informe de avances del MRI es elaborado por investigadores nacionales. Todos los informes del MRI pasan por un proceso de control de calidad para asegurar que estén elaborados con los más altos estándares de investigación y que se haya aplicado la diligencia debida.

El análisis de los avances de los planes de acción de la AGA se lleva a cabo a través de entrevistas, investigación de gabinete y con retroalimentación a través de reuniones con actores no gubernamentales. Adicionalmente, el informe del MRI toma en cuenta los resultados del informe de autoevaluación del gobierno u otras evaluaciones de avances que hayan sido elaboradas por la sociedad civil, el sector privado u organizaciones internacionales.

Cada investigador del MRI lleva a cabo reuniones con las partes interesadas para asegurar una descripción precisa de los eventos. Debido a los límites en el tiempo y en los presupuestos, el MRI no puede consultar a todas las partes relevantes. El MRI aspira a la transparencia metodológica y, por lo tanto, cuando es posible, hace público el proceso de la participación de las partes interesadas en la investigación (la cual se detallará más adelante en esta sección). En los casos en los que el contexto nacional requiere la anonimidad de los informantes de gobierno y no gubernamentales, el MRI se reserva el derecho de proteger la anonimidad de sus informantes. Además, debido a las limitaciones de la metodología, el MRI exhorta que haya comentarios por parte del público a los borradores de cada documento nacional.

Cada uno de los informes pasa por un proceso de cuatro etapas de revisión y control de calidad:

1.     Revisión por parte del personal: el personal del MRI revisa el informe, enfocándose en la redacción, claridad, contenido y apego de la metodología del MRI.

2.     Revisión por parte del Panel Internacional de Expertos (IEP por su sigla en inglés): El IEP revisa el contenido del informe y evalúa si el informe: 1) contiene evidencia rigurosa para dar sustento a los resultados 2) valora en qué medida el plan de acción implementa los valores de la AGA y 3) establece recomendaciones técnicas para mejorar la implementación de los compromisos y el cumplimiento de los valores de la AGA a través del plan de acción.

3.     Revisión pre-publicación: Se invita al gobierno y algunas organizaciones de la sociedad civil a dar retroalimentación al contenido del borrador del informe del MRI.

4.     Periodo de comentarios por parte del público: Se invita al público a dar retroalimentación al contenido de los borradores de informes del MRI.

Este proceso de revisión, incluyendo el procedimiento para incorporar los comentarios, se explica con más detalle en la sección III del Manual de Procedimientos[Note85: Manual de Procedimientos, Mecanismo de Revisión Independiente, V.3, http://bit.ly/1kn2l6x.].

Entrevistas y grupos focales

Es obligatorio para los investigadores del MRI llevar a cabo por lo menos un evento público para recopilar información de las partes interesadas. Es importante que se inviten actores más allá de los participantes habituales que normalmente forman parte de los procesos existentes. Es posible que sea necesario tomar medidas suplementarias para recolectar la perspectiva de las partes de forma significativa (por ejemplo, encuestas en línea, respuestas escritas, entrevistas de seguimiento). Además, los investigadores llevan a cabo entrevistas específicas con las instituciones responsables de los compromisos para complementar la información que se encuentra en la autoevaluación o en línea.

Para la elaboración de este informe se llevaron a cabo entrevistas con representantes de las organizaciones miembros del Núcleo de Sociedad Civil, así como con funcionarios de la Secretaría de la Función Pública (SFP) y del Instituto Nacional de Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI). A continuación, se proporcionan detalles de dichas entrevistas.

Fuentes consultadas para la elaboración del Informe de Avances
sobre el Plan de Acción 2016-2018

 

Fuente

Fecha

Participantes

Formato

Sinopsis

Artículo 19

14/09/2017

Ricardo Luévano

Entrevista

Reunión exploratoria y de recopilación de información general

Cultura Ecológica

11/10/2017

Tomás Severino

Entrevista

Reunión exploratoria y de recopilación de información general

IMCO

11/10/2017

Ricardo Corona

Entrevista

Reunión enfocada en compromiso anticorrupción

GESOC

12/10/2017

Alejandro González y Alfredo Elizondo

Entrevista

Conferencia telefónica enfocada en compromiso de pobreza y desigualdad

FUNDAR

24/10/2017

Haydée Pérez y
Justine Dupui

Entrevista

Reunión enfocada en compromisos anticorrupción y derechos humanos

Secretaría de la Función Pública

26/10/2017

Adriana de la Rosa y
Eduardo Vargas

 

Entrevista

Reunión exploratoria y de recopilación de información general

Social TIC

26/10/2017

Juan Manuel Casanueva

Entrevista

Reunión enfocada en investigaciones de vigilancia digital ilegal

Instituto Nacional de Acceso a la Información y Protección de Datos Personales

13/11/2017

Francisco Álvarez,
Ricardo Valencia y
María José Cuatlayol

Entrevista

Reunión de recopilación de información general

CIDAC (México Evalúa)

14/11/2017

Cynthia Castellanos

Entrevista

Reunión enfocada en compromiso de igualdad de género

 

Sobre el Mecanismo de Revisión Independiente

El MRI es una herramienta clave para que los gobiernos, la sociedad civil y los sectores privados puedan dar seguimiento (bianualmente) al desarrollo e implementación de los planes de acción nacionales de la AGA. El Panel Internacional de Expertos diseña la metodología de la investigación y garantiza el control de calidad de los informes. El Panel es conformado por expertos en transparencia, participación, rendición de cuentas públicas y métodos de investigación social. Los actuales miembros del Panel son:

·       César Cruz-Rubio

·       Hazel Feigenblatt

·       Mary Francoli

·       Brendan Halloran

·       Jeff Lovitt

·       Fredline M’Cormack-Hale

·       Showers Mawowa

·       Juanita Olaya

·       Quentin Reed

·       Rick Snell

·       Jean-Patrick Villeneuve

Un equipo pequeño, con sede en Washington, D.C., orienta la elaboración de los informes durante el proceso, en colaboración cercana con los investigadores nacionales. Cualquier pregunta o comentario sobre este informe puede dirigirse a irm@opengovpartnership.org.

Downloads

Filed under: IRM Report

Comments

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *